Publicidad engañosa en los anuncios sobre ADSL

La publicidad engañosa es aquella realizada por un anunciante para promocionar su propio producto, induciendo de manera errónea a quien se dirige, exagerando las cualidades del producto y omitiendo datos fundamentales sobre el mismo.

Así, en el caso de las empresas proveedoras de ADSL los clientes adquieren un servicio deficiente por un precio mucho más alto sin tener maneras de demostrarlo o lo que es peor, sin siquiera darse cuenta del origen de la deficiencia. Por ejemplo, muchas empresas proveedoras de conexiones a Internet ADSL venden sus servicios a clientes mintiéndoles sobre la velocidad de la conexión a Internet (les dan una velocidad más lenta de la que promocionan).

Le corresponde a las empresas de comunicación informar debidamente el servicio que se va a estar brindando y al cliente también informarse sobre lo que está recibiendo, especialmente si es consciente de la presencia de engaños o mentiras por parte de ciertas empresas. Si una empresa engaña respecto a la velocidad de conexión a Internet, cobrando encima más caro por ello, es un reflejo de su calidad, de su forma de manejarse para con sus clientes y de brindar un servicio.

En cambio, si una empresa es honesta en cuanto al servicio que brinda, cumple con los contratos sin ninguna clase de engaño, es justamente un reflejo de la clase de empresa que es: honesta y eficiente.

¿Cómo y por qué se producen dichos engaños en la contratación de ADSL?

La publicidad debe ser cierta y verificable, ya que el cliente confía que lo que se le está ofreciendo es lo que va a adquirir. Para el cliente está sobreentendido que el anunciante (en este caso, empresa de ADSL) posee toda la información necesaria sobre el producto ofrecido y en el caso de que fuese equívoca esto provocaría una mala publicidad para el producto y este dejaría de ser consumido. En el caso que fuese una empresa proveedora de ADSL conocida el cliente tiene tendencia a confiar en productos o servicios que esta anuncie así no conociéndolos.